AFIP, Cristóbal López  y Fabián de Souza

1) La inhibición general de bienes establecida por la justicia alcanza  a los bienes de  Cristóbal López  y Fabián de Souza y parte de sus empresas (aprox. 70)  en el marco de la denuncia por administración fraudulenta que presentó la AFIP.
 
2)  Esta limitación corresponde únicamente a los bienes registrables. Esto es: inmuebles, rodados, acciones, etc. y tiene por finalidad evitar su venta u otro   tipo de transferencia a terceros sin autorización judicial.
 
3) En anteriores oportunidades el Juzgado, los Veedores, el Fiscal y esta AFIP ya prestaron conformidad a actos de disposición de bienes registrables debidamente fundamentados.
 
4) Los citados titulares de las empresas  pueden seguir gestionando normalmente el giro de sus negocios, es decir, el pago de salarios y cargas sociales, entre otros rubros.
 
5) Es así que, a pesar de no haberse autorizado aún la venta de las acciones, el gerenciamiento de las empresas está en manos de terceros administradores tal como fuera informado al juzgado interviniente.
 
6) Se destaca que las restantes empresas y activos no sujetos a inhibición son de absoluta disponibilidad de sus dueños y pueden ser afectados al pago de compromisos de distinto tipo que estos mantengan como resultado  de su actividad empresarial  en conjunto.
 
7) Las acciones de la AFIP no buscan solamente que  López  y De Souza paguen los impuestos que deben, sino también, que respondan por los daños y perjuicios ocasionados a la sociedad.            

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*